Tienen miedo-“ Declaren la Peste. Cierren la ciudad”X

By: juanrico

Jun 16 2020

Category: Uncategorized

Aperture:f/2.4
Focal Length:3.3mm
ISO:32
Shutter:1/0 sec
Camera:iPad mini 2

Al pueblo no llegaría nunca una epidemia como la de Orán, donde las ratas saltaban a la calle a morir a la luz, desangrándose por el hocico, les había pronosticado a Amelie y a sus amigas aquella ya tarde noche, sentados sobre e pretil de la alcantarilla que encajonaba las aguas del arroyo Mierdero, siempre que se desperezara alguna tormenta, porque Orán se orillaba con el mar, aunque sus calles, de casas salpicadas de color ocre, que alternaban con el verde, y el blanco de cal, le daban la espalda al azul marino de las aguas para protegerse de las olas y los vientos húmedos, que, como en esta ocasión exponían a sus habitantes a las epidemias.

-“ el color verde de los sembrados, a orillas de la carretera, es el único matiz de placer que nos invita a retozar encima cuando se advierte la primavera por el horizonte “- le traicionó el subconsciente a Amelie aquella tarde delante de sus amigas, de las que no supo cómo resguardar su azoramiento con una justificación.

Todavía no había olvidado Amelie el relato sobre el cierre de las puertas en Orán, y la declaración de la Peste por parte de la prefectura, el gobierno municipal…aunque del mismo modo evidenciaba mi brazo alrededor de su cuello, y los besos apasionados de sus labios que se acompasaban cada vez que la descripción de la tragedia en la ciudad lo requisiera…

Incluso la muerte de Michel, el portero del D.Brieux, le había afectado sobremanera; desde el momento que se presentó en el zaguán con tres ratas muertas colgándole a un lado…

(-“doctor, esto no es ya una casualidad; están apareciendo cada vez más, desde el cajón del despacho del ayudante, Joseph Grand, en la prefectura hasta en el hall del hotel…”)

… hasta su fallecimiento, boca abajo en su cama con un brazo colgando hasta el suelo, con la piel verdosa, los labios azulados, con el cuerpo lleno de cardenales, y sudando pus por los bubones de las ingles, le recurría persistentemente la presencia de la enfermedad que ni el Dr. Richard ni el Dr Castel ni el mismo estaban dispuestos a declarar oficialmente la epidemia, a no ser que la prefectura tomara la iniciativa, como así ocurrió en una orden:

-“Declaren la Peste. Cierren la ciudad”

Nick's Blog

Nick Momrik: Asparagus is gross

Lens Cap

Casual glimpes into mundane suburbia

Mataparda

This WordPress.com site is the cat’s pajamas

cracking up

Just another WordPress.com weblog

WordPress.com

WordPress.com is the best place for your personal blog or business site.

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.

%d bloggers like this: